Hoy es martes 15 de octubre de 2019 y son las 20:45 hs. ULTIMOS TITULOS: El gobierno de Ecuador se reinstaló en Quito tras la oleada de protestas / Macri se disculpó por haber puesto a la mujer como ?una mala administradora? / Literatura de aires proféticos: nuestro comentario de "Degüello" / Aborto no punible: Portal de Belén no apelará el fallo del TSJ / Mauricio Macri y Alberto Fernández no asistirán a Idea: cuáles fueron las justificaciones / Energía distribuida: comunidades solares ?versus? la generación individual / Obra pública: rechazaron la recusación de Cristina Fernández contra un perito / Condenaron a 7 años de prisión a un camillero que violó a una embarazada / En qué consiste el sistema con el que la Policía de Córdoba sale a "cazar" rostros / La polémica frase de Macri: Es como si le dieras la tarjeta a tu mujer, ella gasta y un día te hipotecan tu casa / "Nadie es cool" va como trompada / Todas las caras de Emma Barrandéguy / Fresquito: cómo estará el tiempo este miércoles / El Puerto de Buenos Aires bajó sus tarifas en dólares 15% / El día de la lealtad dividió a los gremios peronistas / Tensión y manifestaciones por segundo día en Barcelona / Unicef: casi dos de cada cinco adolescentes argentinos tienen sobrepeso / Qué dicen los grupos de WhatsApp de las mamás jóvenes / El Gobierno le contestó a Cristina y dijo que no evalúa endurecer el control de capitales / Lacunza: La renegociación de la deuda debe ser rápida y voluntaria, no hay tiempo para perder /

17 de septiembre de 2019
Nada ayuda, ni la economía, ni los políticos, ni lo que ocurre en el mundo…
Editorial Oscar Muñoz, martes 17 octubre 2019.-


Sin duda, tenemos un problema de origen, digo esto por como esta conformada la sociedad, sino miremos lo que ocurre en ciudad gótica, Río Gallegos, todos tiene y sino fantasean con la camioneta -y cuanto más grande mejor- y después vendrá el resto, casa, servicios y otras comodidades.

No estoy haciendo mención a los que viven en el Río Gallegos, -que no miramos-, porque solo con un vehículo utilitario o una 4X4 se puede entrar después de unas gotas a los barrios San Benito, Ayres Argentinos y tantos otros, ahí no se trata de un sueño, sino una necesidad de subsistencia.

Pero sobre eso, que se suele mencionar como la gran aspiración argentina, Guillermo Oliveto, un especialista en consumo, dice…”Una sociedad prototípicamente, de clase media como la nuestra, donde el 45% lo es –parámetro estable desde al año 2007–, pero el 82% cree serlo, es exigente, demandante y muy crítica.

Sus ambiciones y deseos tienen una fuerza muy superior a la que podría intuir, porque justamente funcionan como los motores que la impulsan hacia arriba al mismo tiempo que la alejan del verdadero origen.

Por ello, durante la década pasada, para sostenerse indefinidamente en poder, se creó un mundo de anabólicos económicos, plan ahora 12, 24, 120, plan milanesas, calefones, bicicletas, tv, coches, licuadoras etc, etc...

Lo importante decían desde el gobierno, era consumir, claro que para eso, todos, se sentían clase media, así no lo fueran, y muchos, sino todos se lanzaron a vivir en una economía que veían como capitalista y de mercado, pero que en realidad, era solo un espejismo populista, que emitía billetes sin cesar para financiar, su déficit y desequilibrios macroeconómicos.

Actualmente y como consecuencia de la herencia de este tipo de economías cerradas, monetaristas, de baja productividad y calidad institucional, Macri se topó con un dilema, que no supo resolver, no era ocultar y conseguir financiamiento para no tocar nada, había que agarrar el toro por los cuernos e intentar vencerlo, o cuanto menos, hacerle ver quién tenía el poder y controlaba.

Ahora sabemos que no lo pudieron hacer, suma de errores propios, y forzados, de un escenario internacional pésimo, y la negativa a cambiar de personas y de manera de gestionar la política económica, aunque en realidad, lo que ahora desde afuera del gobierno tiran piedras y critican, cuando estuvieron dentro de él, nada hicieron públicamente para hacer notar el yerro que se cometía.

Si entiendo, ya es demasiado tarde, pero es increíble, que se pretenda sustituir, la República, por el voto heladera, no es sencillo de explicar, pero, lo que viene poder delante, cualquiera sea el que gobierno serán años difíciles.

Si el que gana no dice la verdad desde el primer día, toma medidas, entre ellas indispensables, disminuye el gasto, sincera las variables y asume, que no hay suficiente dinero para repartir entre los que no trabajan, no estudian, y viven de planes, solo será el inicio de un ciclo negro, con final abierto.

Por estos días en la Argentina surgen cantidad de propuestas, medidas, soluciones prácticamente mágicas y expresiones de deseos de economista, todos ellos destacados estudiosos, pero que ninguno acertó en las últimas dos décadas estas crisis sistémicas que vivimos.

Solo como ejemplo tomaré hoy a Gabriel Rubinstein, un economista de perfil medio, ortodoxo, con un claro perfil monetarista que dice que habría cuatro posibles medidas que debería tomar el próximo presidente.

La primera de ellas, es casi lógica, un deseo expresado por todos, pero que ningún ha logrado plasmar, cuál es la reactivación de la economía Argentina, por ello sostienen que en lo referente a la política cambiaria-monetaria-crediticia. Dice, que sería la herramienta que más promete para poder reactivar la economía. Una política de "Flotación administrada" (con o sin controles de cambio cuantitativos) bien diseñada ejecutada, debería poder llevar a las tasas de interés un poco por encima de la devaluación esperada, y no más que ello. Por ejemplo, una devaluación esperada del 20% para 2020, con salarios y tarifas creciendo en torno al 25%, podría llevar al IPC a aumentar 22%.

Hoy día pensar en una inflación anualizada de tan solo 22%, aunque es una barbaridad, es como llegar a cumbre del Everest.

Otra medida, sería resolver la deuda privada y pública, y para ello reformular el acuerdo con el FMI En esencia: cambiar el acuerdo actual, por uno de facilidades extendidas, "reperfilado" por ende plazos de pago al FMI, para lo cual hay que lograr que acepte, entre otras cosas, los cambios de política monetaria, para luego lograr la reactivación, y a partir de allí, lograr la sanción de las reformas estructurales, impositivas, previsionales y laborales, que aparecen como condición necesaria para cambiar la estructura económica del país, dado que con lo que existe ahora como leyes, está probado que no sirven.

Y por último, pero no menos urgente y complejo, bajar la inflación, para lograr una en torno al 22% en 2020, bajándola año tras año. No se necesita una política monetaria con super tasas de interés para bajarla.

Ha sido un abordaje equivocado el de Macri en toda su gestión. Cuanto más rápida y eficientemente (los errores se pueden pagar caros) el nuevo gobierno encare estos temas, mejor le irá a él y a todos los argentinos.

Algunas consultoras pronostican un IPC, no menos de 6% para septiembre, un 4,3% en octubre y nada inferior a 3% hasta entrado el 2020. El año cerraría con una inflación en torno del 55% y, así, el ciclo se anotaría con un impresionante 300%.

Y las promesas no están fuera de la campaña, Alberto Fernández ha anunciado que si llega al poder avanzará en un pacto social que, entre otros elementos, tocará a precios y salarios. Se supone, un congelamiento total por 180 días.

Pero hay una pregunta nada inocente: ¿incluirá también a las tarifas, que están dolarizadas?

En tanto, e acerca del 27 de octubre, y si bien las PASO han generado la sensación que ya existe un ganador, la instancia del balotaje es aún una posibilidad que no debe descartarse, aunque hoy día esto parece más un pronóstico, que un hecho real.

De las treinta elecciones presidenciales que hubo, desde la vigencia de la Constitución Nacional que se celebraron en nuestro país, las próximas serán las novenas en la que rige el balotaje como sistema electoral.

(Antes lo fueron las dos elecciones generales que se desarrollaron el 11 de marzo y el 23 de septiembre de 1973, y las realizadas en los años 1995, 1999, 2003, 2007, 2011, 2015), y podrían ser las cuartas en la que los resultados generen la necesidad efectiva de una doble vuelta, como antes ocurrió en las dos elecciones de 1973, y en las de los años 2003 y 2015. Según describe un texto del Dr Félix Lonigro profesor de Derecho Constitucional (UBA y UB).

El Volviendo a ciudad gótica y a los reclamos del gobierno de Alicia Kirchner, otra vez, por un acontecimiento global, que pega fuerte en nuestro país. Vale recordar, que la Argentina dispuso un congelamiento del precio interno de los combustibles, desacoplando su valor del barril internacional para no trasladar a los consumidores la devaluación del dólar.

Las petroleras integradas (las que producen y refinan) tendrán menos problemas que las que solo refinan, que deben comprar el crudo al valor real pero reciben una compensación del Tesoro nacional, para no ajustar el litro de los combustibles en el surtidor.

Si el Gobierno nacional, quiere mantener el congelamiento, entonces tendrá que gastar más en subsidio. No hay otra salida. El último tema a ver es el efecto sobre Vaca Muerta, que es la única buena noticia de este contexto negativo: cuando el precio sube porque un conflicto hace bajar la disponibilidad de materia prima, todas las reservas internacionales se valorizan. La inversión estará suspendida, hoy, pero en el mediano plazo volverá.

Todo este descalabro producido por el letal e inédito ataque con drones a la refinería más grande del mundo en Arabia Saudí, muestra nuevamente la vulnerabilidad ante el terrorismo, que va mutando en su accionar, fueron atentados con tiros, luego conductores contra transeúntes, aviones con pilotos suicidas con el de las torres gemelas, coches bomba, como los realizados en Argentina a la embajada de Israel y la AMIA, todos fueron exitosos, lamentablemente, en su momentos, y este vuelve a la palestra, nada, ni nadie hacía prever que tendría un impacto tan feroz y con consecuencias mundiales.

Nada ayuda, ni la economía, ni los políticos, ni lo que ocurre en el mundo, ya es conocido, que si alguien estornuda en la región o la economía global, Argentina termina en un estado grave y con neumonía.

Pregunto? Vale la pena hablar, -cuando nada se sabe- mientras se sigue esperando alguna resolución por parte del gobierno de Santa Cruz, para que en paritarias, al menos haga un ofrecimiento, aunque sea mínimo, para mitigar la angustia de jubilados y asalariados.

No estamos discutiendo en ciudad gótica, en Santa Cruz, nada importante, seguimos siempre dando vueltas en círculos, ¿cuándo pagan jubilaciones y sueldos, ¿si hay alguna recomposición, que faltan medicamentos, la obra pública es inexistente, no se habla de futuro, de proyectos, de crecimiento, de empleo sustentable, de industrias. Seguimos como siempre hablando de lo accesorio, no lo importante y trascendente. Y como es costumbre la culpa es siempre del otro, nunca del político local.

Un oyente ocasional de la provincia de Córdoba, me hizo llegar un poema, que me hizo pensar por un tiempo, donde estamos y hacia dónde vamos…

¿Estamos conformados por despojos de ideas, con abundancia de pobreza e indigencia, coronados por la mediocridad de la dirigencia política y social? Y sí, me dije en voz alta, aunque hablara muy bajo y solo yo me podía escuchar..

Una poeta brasileña, Cora Coralina, escribió y título un texto, de esta forma: Estoy hecho de retazos

Pedacitos coloridos de cada vida que pasa por la mía y que voy cosiendo en el alma.

No siempre son bonitos, ni siempre felices, pero me agregan y me hacen ser quien soy.

En cada encuentro, en cada contacto, voy quedando mayor…

En cada retazo, una vida, una lección, un cariño, una nostalgia...

Que me hacen más persona, más humano, más completo.

Y pienso que es así, como la vida se hace: de pedazos de otras gentes, que se van convirtiendo en parte de la gente también.

Y la mejor parte es que nunca estaremos listos, finalizados...

Siempre habrá un retazo para añadir al alma.

No sé cuánto hay de cierto y cuánto de probable, hablo, escribo, porque quiero de alguna forma, reunir expresiones, sensaciones, opiniones, para mejorar la cosmovisión de los que nos pasa.

Por lo tanto, gracias a cada uno de ustedes, que forman parte de mi vida y que me permiten engrandecer mi historia con los retazos dejados en mí. Y que yo también pueda dejar pedacitos de mí por los caminos y que puedan ser parte de sus historias.

Y que así, de retazo en retazo, podamos convertirnos un día, en un inmenso bordado de "nosotros", de ciudad, de provincia, de país…

Que Dios nos ayude…



COMPARTIR:
Notas Relacionadas
Comentarios:
Aun no hay comentarios, s�� el primero en escribir uno!
Escribir un comentario »









LA RADIO EN VIVO

 

Estamos escuchando

El mirador

de 20.30 a 22.30

 
aaaa

DEJA UN MENSAJE

 

 
 

Estamos en TuneIn

 

 

RadiosNet