Hoy es lunes 11 de noviembre de 2019 y son las 18:52 hs. ULTIMOS TITULOS: Río Cuarto se sumó al apoyo a Evo Morales con marchas / Trump: lo ocurrido en Bolivia es un llamado de atención para Venezuela y Nicaragua / Octubre aportó un ?gradual? aumento en las ventas de insumos para la construcción / Toledo: inauguraron una nueva red de agua potable / Evo Morales agradeció el apoyo con un video de Argentina / Los ámbitos laborales, poco inclusivos según una encuesta / Error municipal: a proveedora de alimentos le autorizaron suba en limpieza / Stornelli abandona la rebeldía: se presenta el viernes en Dolores / Alejandra Vigo repudió el "golpe de Estado" en Bolivia / Cordobés del Año 2019: Facundo Campazzo, subcampeón mundial del básquet / Los tres ejes que mira Córdoba de Medellín / Investigan presunta discriminación sexual de la Apple Card: ¿es una tarjeta "machirula"? / La segunda vicepresidenta del Senado dijo estar "dispuesta" a asumir la Presidencia interina de Bolivia / La embajada argentina en Bolivia desmiente que el exministro Carlos Romero esté refugiado en su sede / Nuevo malware permite a hackers grabar el porno que ven los usuarios para después extorsionarlos / La Voz, seleccionada por Google GNI Innovation Challenge para acelerar un proyecto que impulsa las suscripciones / Gerardo Morales le contestó a Grabois: "Sos un pelotudo importante" / Sólo para el "día del soltero": Alibaba vendió por más de U$S 38.000 millones en 24 horas / Caso Abril Sosa: condenaron a perpetua al hombre que violó y mató a la niña / La OEA pide a Bolivia una acción "urgente" para llamar a nuevos comicios /

10 de julio de 2019
No todos son lo mismo, el 11 agosto última oportunidad para elegir bien.
Editorial Oscar Muñoz, miércoles 10 julio 2019.-


No voy a restringir apreciaciones en estos momentos cruciales para Santa Cruz, cuando, ellos, los candidatos en su gran mayoría, toman el pelo en forma aviesa, todos los días al ciudadano de a pie santacruceño..

Lo hacen con mentiras, falsas promesas y ahora inauguraciones, de galpones de chapa y cartón, cuando casi cuatro años estuvieron escondidos en la casa de gobierno, resguardados por un cerco perimetral de chapa a la vista. Ahora, salen a vender una gestión que no tuvieron y que todos sufrimos, y que no cambiará, porque no pueden exhibir que son la cura, cuando en realidad son la enfermedad, la tragedia local.

Veamos. Cuando se habla de falta de excelencia, de una marcada mediocridad, en los candidatos a gobernador, es observable, que solo unos pocos cuentan con estudios universitarios, el resto son recibidos en técnicas de supervivencia en la vida y solo pueden exhibir una mediocre carrera política, con escasos éxitos reales.

Indudablemente a lo que debemos aspirar como sociedad, es que quienes nos gobiernen estén formados en carreras universitarias, que cuenten con experiencia en la administración del Estado, que sean los mejores.

No alcanza, que los candidatos presenten un certificado de buena persona, emitido por ellos mismos o los amigos que los rodean. El Estado precisa, nosotros necesitamos, que quien gobierne, priorice la gestión, antes de la idea partidaria. El bien común, antes que el bien de un grupo de amigos, es vital que crean más en la justicia, que en el partido a que representan. 

Es bastante sencillo, el gobierno que se desea, tiene que ser aquel que al momento de tomar acciones, se prefiere, aquel que cumple con lo que le corresponde, es decir pagar jubilaciones, sueldos, sostener los sistemas de salud y educación, cuando debe hacerlo

No cuando se le ocurre, y le place con tal de hacer caja electoral y manejarla en forma arbitraria y discrecional…? Como se comprueba, tristemente en estos días, donde es un tsunami de actos berretas.

Se trata de observar, si la majada ovejuna, va a soportar la corrupción en el gobierno de la provincia, o si deseamos estar incluidos en sistema republicano y con división de poderes, donde la justicia actué como contralor de los otros poderes…

Qué hacemos con los miles de santacruceños, honestos, trabajadores, que quieren que Santa Cruz, crezca y les brinda oportunidades a los miles de pibes que egresan cada año y que vagan sin destino cierto en toda la provincia.

Qué hacemos con los ciudadanos de pie, que piensan en el desarrollo, por medio de la educación y el trabajo, donde hace que gente inteligente, que piense todos los días estrategias para aprovechar en forma sustentable lo que tiene como potencial la provincia.

Santa Cruz, no es grande, como su futuro, simplemente porque hace casi tres décadas, que perdió, todo, tampoco somos un lema, que nos reúna a todos.

Tampoco somos una provincia rica, tenemos potencial, pero sin desarrollar, ninguno de los que gobernaron supieron, cómo encontrar la llave de este gran cofre que contiene entre otros tesoros: oro, plata, minerales, petróleo, gas, pesca, ganadería, turismo y espacios inmensos donde cualquier Estado del mundo harían maravillas, producirían bienes con valor agregado y radicarían tecnología.

Aunque parezca, increíble nunca se ha logrado algún grado de complementariedad, o convenio que valga la pena, aunque parezca increíble, se gastaron millones de pesos en promociones, para la república independiente del El Calafate, pero no lograron que ningún país, tome en serio el atractivo mundial del El Glaciar Perito Moreno, pero si en cambio le pagaron al polémico comentarista de espectáculos Jorge Rial, más de un millón de pesos para que hable bien de la localidad, o que hiciera una apertura de un programa de bailes, todo una locura vacua y sin sentido.

Y así estamos hoy día, sollozando por los pasillos que no tiene los vuelos a precio de regalo que quieren, es tan grave que todavía no entendieron la lógica comercial del turismo, donde la ecuación es costo/prestación/servicios, este destino, El Calafate, es caro inclusive para los que tiene euros o dólares, ni que hablar para el turismo doméstico.

Escribió en un artículo, el sociólogo Eduardo Fidanza. “Tal vez el hecho más extravagante que dejó la conformación de las listas para las PASO, fue la decisión de Cristina Fernández de nominar para el cargo de candidato a presidente a Alberto Fernández, auto ubicándose ella en el segundo lugar de la fórmula”.

Más allá de que esa resolución que no fue consultada con ningún órgano partidario -algo usual en la política argentina-, contiene otros aspectos críticos que merecen ser examinados.

En primer lugar, no existen antecedentes de un hecho de esta naturaleza: el líder de una fuerza opositora en condiciones de ganar la presidencia cede el lugar protagónico a un delegado, argumentando que es la forma de facilitar el consenso dentro de su espacio para incrementar la capacidad competitiva.

Quien toma esa decisión afirma que es un gesto de generosidad, respaldando con un apotegma célebre del creador de su partido: "Primero la patria, después el movimiento y después los hombres" (en este caso, una mujer, como resalta CF).

En segundo lugar, no elige a alguien de su entorno de mayor confianza, sino a un antiguo funcionario, enemigo hasta hace unas semanas atrás, clave del que se hallaba seriamente distanciada. Una jugada repentina y desconcertante que conmovió la política.

En la determinación CF hay otro factor, que requiere ser abordado con detenimiento: aunque el objetivo fuera pragmático (tener más chances de ganar), la movida trastoco el sentido común de la política, según el cual la figura que posee el liderazgo, y por lo tanto el caudal electoral, asume el rol principal de no mediar impedimentos severos.

Aquí no ocurrió eso. El líder, en la plenitud de sus medios, hizo algo capcioso: abandonó el lugar protagónico, cediendo a un subalterno el rol principal.

La alteración de la lógica del poder desató reacciones que probablemente tengan consecuencias adversas: por un lado, la de muchos votantes, que sintiéndose burlados en su sentido común preguntan con insistencia:

¿Quién va a mandar si esa fórmula ganara las elecciones?. Por el otro, la certeza de propios y extraños del mundillo de la política, que descartan el consenso entre figuras tan dispares: prevalecerá CF o se impondrá Alberto Fernández, el doble comando no existe.

Él, afirman quienes lo conocen, no se dejará dominar, no será una marioneta. Ella, quién lo duda, es la jefa. Una cuestión casi imposible de resolver.

La escisión de la unidad arroja una diversidad siempre incierta, que encierra un potencial conflicto. Puede provocar el amor como el odio, la armonía como el disenso.

En la cima del poder político, donde se juega todo, la posibilidad de desencuentro es aún mayor: en muchas ocasiones el presidente y el vice se llevan mal, escenificando una disputa solapada o abierta de funestas consecuencias institucionales.

A partir de esta distorsión, acecha a Alberto la ineludible necesidad de explicar lo inexplicable: mantendré la lealtad, pero no me dejaré avasallar, seré el jefe aunque la consultaré, Cristina me respetará. Con un agregado inquietante: no me incumbe lo que hará ella como vicepresidenta.

Vaya incertidumbre: el eventual presidente se desentiende del rol que tendrá su vice, alguien la llamó "el cuadro político más importante de los últimos 50 años". Como el mejor equipo, pero en otro envase. Por eso se descuenta que la arquitecta egipcia,  no se limitará a tocar la campanilla en el Senado.

Pero hay más para preocuparse. Fernández representa el ala moderada, CF lidera las fracciones radicalizadas. ¿Cómo se resolverá esa disputa entre sectores tan disímiles, a los que les cabe el clisé borgiano del amor y del espanto? El país atado a un respirador artificial acaso deba sufrir estos antagonismos que suelen terminar mal.

Todo esto No se trata de caprichosas conjeturas: por ahora, los dos Fernández encabezan las encuestas y muchos son los que pronostican, que son los más probables ocupantes de la Casa Rosada en Bs As a partir del 10 de diciembre. Faltan unos meses, pero todo acecha y preocupa.

Leía lo que escribió sobre estos supuestos días festivos, un miembro de la Academia Nacional de Educación y presidente del consejo de administración de la Universidad Argentina de la Empresa, el Dr Héctor Masoero.

La Argentina es uno de los países con mayor cantidad de feriados en América Latina y también en el mundo. Actualmente existen 16 feriados en el país, frente a, por ejemplo, solo seis en México.

Después de México, los países con menor cantidad de días festivos a nivel global son Holanda, el Reino Unido y Serbia, con solo ocho feriados al año. Por el contrario, Colombia y la India son los países con mayor cantidad de feriados (18), mientras que Finlandia, España, Corea del Sur, Japón y Tailandia tienen una cantidad importante de días festivos, de manera similar a los de la Argentina (entre 15 y 16). ¿Es positivo o negativo tener tanta cantidad de feriados?. En un contexto económicamente difícil para la Argentina, ¿no sería conveniente tener menos días festivos y aumentar la cantidad de días laborables?. A partir de un rápido análisis, no parece haber relación entre la cantidad de feriados de un país y su nivel de desarrollo o competitividad.

Países asiáticos de alto desarrollo tienen gran cantidad de feriados, mientras que los europeos, también sumamente desarrollados, tienen muy pocos. ¿Qué sucede con la generación de riqueza cuando hay feriados? Ciertamente, algunos sectores dejan de producir. Otros sectores continúan con su producción asumiendo mayores costos laborales porque no resulta económicamente conveniente suspenderla.

Resulta difícil definir si los días festivos disminuyen o incrementan el producto bruto interno de un país. Pueden incluso incrementarlo. Sin embargo, siempre hay transferencia de recursos. Algunos sectores ganan y otros pierden.

Tampoco tenemos que perder de vista la cantidad de días de clases que se pierden con los días festivos. En efecto, son menos horas de aprendizaje al año. Pero si a los feriados les sumamos los días de paro, la cantidad de horas de clase perdidas empieza a tener mayor relevancia e impactar en los aprendizajes de los estudiantes.

En síntesis, en un contexto como el actual, en el cual el país debe lograr ser más competitivo, exportar más para alcanzar estabilidad macroeconómica y asegurar la formación de futuras generaciones (para garantizar su acceso al ámbito laboral formal y desde ese lugar su inclusión social), cabe preguntarse si no deberíamos revisar la cantidad de feriados nacionales que hoy tenemos.

Y aquí en Santa Cruz, a 31 días del 11 de agosto, quizás, sea el momento, de pensar en elegir aquellos que se han venido preparando para tener una oportunidad de gobernar la provincia, quizás, no sean los mejores, pero todos, absolutamente, merecemos una oportunidad de construir una nueva Santa Cruz.

Hay que abrir la puerta a las oportunidades de cambio, a los que NO robaron y combatieron la corrupción, a los que NO son ramas del mismo árbol, a los que creen en la república y la división de poderes, a los que no quieren cambiar la Constitución para hacer Argentina como Venezuela, a lo que aceptan someterse a la justicia, y no se esconden en los fueros o hacen escapar a sus hijos de la justicia y los mandan a países comunistas para estar fuera de la ley.

Que Dios nos ayude…

 


COMPARTIR:
Notas Relacionadas
Comentarios:
Aun no hay comentarios, s�� el primero en escribir uno!
Escribir un comentario »









LA RADIO EN VIVO

 

Estamos escuchando

Noticias en la red

de 18.00 a 20.00

 
aaaa

DEJA UN MENSAJE

 

 
 

Estamos en TuneIn

 

 

RadiosNet