Domingo 7 de Marzo de 2021

Hoy es Domingo 7 de Marzo de 2021 y son las 20:30 ULTIMOS TITULOS: Godoy Cruz le arruinó la fiesta a San Martín y se quedó con la victoria / Jóvenes voluntarios realizaron tareas de higiene urbana y difusión sanitaria en Florencio Varela / PabloTrapero ganó el León de Plata en Venecia / San Lorenzo defiende la punta en el clásico ante Huracán con todo el Ducó en contra / Scioli respaldó la continuidad de Fútbol para Todos y se diferenció de los dirigentes de Cambiemos / Independiente se dio el gran gusto y goleó a Racing ante su gente / Olimpo recibe a Sarmiento en Bahía Blanca / Atrapamiento y recuperación del alma / Messi marcó el gol del triunfo ante el Atlético de Madrid / El desmesurado universo de la literatura fantástica / Castro: "La victoria de Corbyn expresa el rechazo a las políticas de austeridad que afectan a los que menos tienen" / Sin escapatoria en la frontera sur de Hungría / Francisco criticó el sistema actual "que desplazó al hombre del centro y puso al dinero" / El jefe del ELN ratificó la disposición a negociar pero advierte sobre la reedición de una "coordinadora guerrillera" / Recordarán en Entre Ríos al milagrero Lázaro Blanco, a 129 años de su muerte / Argentinos recuperó la sonrisa y le ganó a Nueva Chicago de visitante / Nostalgia de las relaciones carnales / Scioli convocó a "ir hacia adelante a partir del 25 de octubre y no para atrás" / Macri prometió "universalizar un ingreso ciudadano" y fijó como meta el "hambre 0" / Ahora 12 superó los 30.000 millones de pesos en ventas /

  • 17.2º
  • Parcialmente soleado

17.2°

EL CLIMA

EDITORIAL

31 de agosto de 2018

En democracia todo, fuera de ella nada…

Editorial Oscar Muñoz, viernes 31 agosto 2018.-


Hay una lógica política en la argentina, que ha marcado hasta nuestros días, una línea que hay que comprender, para juzgar porque estamos transitando ahora este terremoto, social, económico y político.

En los últimos setenta años de vida institucional con golpes cívicos militares, y las posteriores salidas electorales y cambios de gobiernos democráticos plenos, ningún presidente civil, no peronista, pudo terminar su mandato: no lo lograron Arturo Frondizi, ni Arturo Illia ni -en el retorno a la democracia-, Raúl Alfonsín, ni Fernando de la Rúa.

Ahora transita más de dos años y medio, Mauricio Macri, de una coalición no peronista, con errores y algunos aciertos, pero con pocos éxitos en la economía, ya sea por crisis internacionales o malas prácticas propias de ellos mismos.

Y los números mandan, si bien las bombas dejadas por CFK, comenzaron a ser desactivadas, fueron siempre subestimadas, por el daño que podían provocar, es claro que erraron desde el gobierno nacional de Cambiemos, con el diagnóstico y la comunicación institucional, siempre fue buenas vibras y todo será mejor, los brotes verdes y las inversiones del segundo semestre, todo pasó y nada de eso llegó.

No voy hablar del rojo fiscal del gobierno de Alicia Kirchner, y como llego al superávit actual, porque está a la vista, salarios con sumas en negro, jubilaciones congeladas, y solo  aumentos a ministros y cargos políticos, el resto del Estado, atado con alambre, se cura con aspirinetas, y se crece con chapa y construcciones ligeras, realizadas con las empresas amigas de siempre, y ahora quieren hacer mataderos en los patios de las estancias de simpatizantes ganaderos, para hacer negocio con un sindicato y usarlo en la campaña como un logro progre y socialista.

El -no peronismo- puede ganar elecciones, pero en estos setenta años no ha podido garantizar la gobernabilidad, no los dejaron, los comenzaron a jaquear en todos los frentes, en la protesta social, el frente económico, generando saqueos y violencia, recordando que el peronismo es especialista en la materia, y basta como ejemplo Duhalde, un armador perfecto, en la provincia de Bs As.

Al peronismo le cuesta entender la política real; no suele llevarse bien con la República, cuando están alejados del poder.

En este país los gremios son peronistas. Y cuando el peronismo pierde en las urnas, suele refugiarse en los sindicatos, que se robustecen en la protesta y actúan como fuerza de protesta constante, contra el gobierno de turno no peronista, en este caso, Macri de Cambiemos.

La historia manda, en ese aspecto, vale recordar, que el presidente Raúl Alfonsín, tuvo 13 paros generales y que De la Rúa sufrió 7 en apenas dos años y diez días de gobierno.

Y que luego vendría, el peronista Eduardo Duhalde que no fue afectado por ningún paro general a pesar de la mega devaluación del 240% que hizo en el año 2002, y que derivó en una caída en el salario real del 25%, pero el sindicalismo, nada hizo al respecto.

Ahora está en el gobierno Cambiemos, y es necesario hablar de números, y para entender el alcance de la pérdida de valor del peso argentino, hay que observar que en 8 meses transcurridos de 2018 el dólar se encareció más de 110%, mientras que en el acumulado de 12 meses aumentó más de 125% desde los $17,66 del 30 de agosto de 2017.

Cuando asumió la presidencia Mauricio Macri, en 2015, el dólar estaba a $9,85 en promedio en los bancos. Desde entonces se encareció 303,9%, a hoy.

Los números mandan, algo, salió mal, y ahora quizás es tarde para explicar que la bomba, en algún momento escondida explotaría de esta forma.

Fue sin duda, una semana compleja en lo político y lo económico, es demasiado rápido para establecer control de daños, pero el traslado a precios de esta incertidumbre con tarifas dolarizadas como el gas, los combustibles, e insumos que sirven a para la producción, harán seguramente más difíciles las vida al ciudadano de a pie, que ve que cada día que pasa, su dinero le alcanza para menos.

Escuche por estas horas una frase, que se me antoja, resume este ataque de la corporación política financiera especulativa… "Si no somos capaces de acabar con la corrupción, la corrupción va a acabar con nosotros"…

Para este entonces del dólar de $42, solo quedaba el recuerdo, sin mucha explicación, más que se habían vendido muchos dólares por estas horas, se indicaba un dólar fluctuante, indeciso de $37,40, pero para ser sinceros, esto puede durar un suspiro, la especulación financiera es feroz.

Tal vez, no todos comprendan, que la dirigencia corrupta del país, como en los siglos pasados, no quiere perder sus privilegios, negocios, corrupción y tráfico de influencias, el cristinismo, fue la última expresión, pero hace muchas décadas que no salimos de este círculo vicioso y perverso, con ciclos de crisis y luego, supuestas recuperaciones, pero esto se ha transformado en un caprichoso carrusel, donde siempre volvemos al mismo lugar de partida, para recomenzar nuevamente la misma historia.

"No importa lo que el pasado ha hecho de nosotros, sino lo que nosotros hagamos con lo que el pasado hizo de nosotros".

La síntesis, tenemos futuro, si los que robaron, coimearon y corrompieron el Estado, terminan en un juicio oral y público y condenados si se prueba, el difícil delito de sustraer dinero, con sobreprecios, en una máquina casi perfecta, que integraban, presidentes de la nación, jueces, ministros, empresarios, gremialistas y políticos.

La grieta, está más abierta que nunca, los cristinistas, el pj genuflexo y desmarañado, la izquierda filo k disfrutan, desvarían sobre cómo alzarse con el poder y encaran un plan persistente a como dé lugar, para destituir la democracia, so pretexto que ellos son los únicos salvadores de la patria, algo así como la reserva moral de la nación.

Cuando en verdad, unos son unos ladrones y corruptos comunes, y los segundos, un grupo que no representa más que a sectores anti República, violentos y supuestamente antisistema, que le parece bien los regímenes de Cuba y Venezuela.

Por tanto, y en beneficio de lo citado antes, aceptar las ideas de otros es en realidad más sencillo de lo que parece. Bastaría con tener presente que aceptarlas no significa adoptarlas o validarlas (tan simple, como que no significa estar de acuerdo).

Es más bien aceptar que no entendemos a todo el mundo, ni que todo el mundo nos entenderá. Es más espontáneo aceptar, a los ciudadanos de a pie no militantes (aunque tal vez no sus ideas) porque no hacerlo complica la vida de todos. Pero parece que el cristinismo, la izquierda filo k y el pj, no lo entienden así. Solo ellos, después de ellos y nada sin ellos.

Resistirse, tratar de vivir en democracia, cuando no quieren hacer lo correcto, ajustado a derecho, cuando el funcionamiento de la República y la justicia les molesta, porque en realidad, deberían entender de una vez por todas, que los persigue el código penal, nada más.

Sin duda todo es complejo, significa luchar a cada momento, por cada medida de gobierno, y vivir así es verdaderamente muy, muy difícil, para los ciudadanos de a pie no militantes, realmente agota.

Ya habrá tiempo para cambiar, si se desea penalizar a este gobierno, o marcarle sus errores en las urnas, ahora, tiene el presidente Macri y su gobierno, que llevar adelante una política económica y social, que permita superar este trance y salir adelante,  para seguir en el camino del crecimiento sin coimas, ni corrupción… Obvio que tiene que hacer cambios, ya no sirve hablar de los brotes verdes, hay que ir a la práctica, y dejar los deseos para otro momento.

El compromiso, sin duda, es con la democracia y sus gobernantes, la vigencia plena de la república y la justicia como guía de la nación. No hay ninguna posibilidad, ni negociación, ni renunciamiento posible, al menos en el criterio de este periodista, con la asociación ilícita de los bolsos k, la industria de las coimas, con ex presidentes y familiares ricos por robar el dinero de todos. Vivo de mi trabajo, de mi jubilación y con honor, no respaldaré a los que se enriquecieron con la coima y la corrupción.

Con todos los errores y falta de manejo de la política económica, el gobierno nacional de Cambiemos, es la única y más útil oportunidad de seguir avanzando para desmalezar de plantas venenosas y epifitas en el territorio nacional, y si “Alá” lo quiere y bendice Santa Cruz,  también algún día quedará limpia.

La justicia está avanzando como nunca antes, contra la corrupción, los ex funcionarios, empresarios y amigos del poder que robaron a mansalva en la asociación ilícita, más grande de la historia argentina.

La aplicación de justicia, el avance contra las mafias, tiene su costo, a muchos integrantes de la corporación militante financiera y política, le molesta, temen ir presos o perder privilegios, no será tarea fácil.

Quien no está cansado de vivir, pensando en lo que nos falta, en lo que se robaron, de la historia que había por delante en la provincia, las esperanzas tiradas a la basura, los años de trabajo desperdiciados, los miles de pibes, que no tiene ninguna oportunidad de futuro…Que delito cometimos como ciudadanos de a pie no militantes para sufrir en esta tierra, este descomunal latrocinio…?

Atención, si se pierde esta cruzada, pierde Santa Cruz, pierde la Argentina.   

Que Dios nos ayude..

 

COMPARTIR:

Notas Relacionadas

Comentarios

Escribir un comentario »

Aun no hay comentarios, s el primero en escribir uno!